Viernes, 28 de agosto de 2009
Ni como capitalistas valen una mierda los que se oponen a la unidad de Latinoamérica, quizás sí como lacayos de un imperio llamado Estados Unidos. ¿Por qué no imitarlos en lo de unidos si la unidad hace la fuerza? Que se lo pregunten a las gotas de agua o a esa fuerza débil que es la gravedad. Blasapisguncuevas


  Por: Luis Eduardo Saavedra
Fecha de publicación: 27/08/09
imprímelo mándaselo a
tus panas

No acababa el presidente Chávez de expresar que la burguesía colombiana le tiene físico pavor a que el pueblo escuche su palabra, y con mayor razón cuando lo exhorta a que se una a ese viejo sueño de la Patria Grande, cuando Bermúdez, el enano canciller, ese muñeco de ventrílocuo, espetó con “dolor de patria” que “el Gobierno Nacional repelerá todas las acciones del proyecto expansionista en Colombia ratificado por el presidente Hugo Chávez. De ninguna manera se puede tolerar que se insulte a los colombianos de bien”.

Entendiéndose por colombianos de bien a la burguesía tradicional y a la emergente o narcoburguesía en el poder, más la masa alienada que sigue ciegamente al mesías paisa.

Y es que la narcoburguesía –más abyecta que la tradicional- solo acepta como amo del mundo, como el propietario absoluto del expansionismo al imperio yanqui. Antes de que Bush y sus halcones invadieran a Irak ya Uribe se había ofrecido solícito a apoyar la aventura de “Democracia y Libertad” a miles de kilómetros de su patria. Recientemente envió un batallón de militares colombianos de contrainsurgencia a Afganistán a entrenar a los marines y mercenarios gringos en su lucha contra un hipotético Al Qaeda que, como todo el mundo sabe, fue un grupo terrorista formado por la CIA para que enfrentara a las tropas soviéticas cuando estas invadieron este pueblo que se ha constituido en el sepulturero de los imperios.

Por los años cincuenta, sin que nadie lo pidiera, el gobierno de la época envió al Batallón Colombia a apoyar a las tropas gringas en la guerra de Corea (¡Gui?o. Es algo increíble. ¿Qué le podía importar a la dirigencia colombiana esta guerra entre superpotencias y en el otro extremo del mundo? Excepto por la tarea de perfeccionar, a niveles del virtuosismo, la lambonería hacia el imperio y alimentar, de paso, su sed de sangre, claro que dando órdenes de guerra desde sus cómodas oficinas en las ciudades. Nadie al frente.

Hace unos meses Uribe, para recuperar la caricia en el lomo -ya perdida irreparablemente con la salida de Bush-, le ofreció a la fiera de la Clinton, la Dama de Hierro II, las bases militares que quisiera en el país a cambio –barrunta uno- de que se ‘hicieran los gringos’ con su sueño de perpetuarse fraudulentamente en el poder. (Hay quienes afirman que las bases fueron producto del chantaje del imperio sobre Uribe, cuyo prontuario conocen en detalle, pero con semejantes antecedentes todo induce a pensar que Uribe se les adelantó y las entregó con tal de neutralizar a Obama que desde su campaña había manifestado la misma repugnancia que Gore o la Pelosi sobre este singular mandatario del ‘patio trasero&rsquoGui?o.

Lo cierto es que Obama no volvió a balbucear palabra, no volvió a preocuparse por el asesinato incesante de sindicalistas; por ese ejército, ahora aliado suyo, que mataba adolescentes pobres para presentarlos luego, primorosamente uniformados (a veces con las botas al revés), como bajas dadas a la guerrilla, los famosos “falsos positivos”. Obama no volvió a decir nada. No se le volvió a ver desde que lo encontraron tomando cerveza con un policía que había golpeado y detenido, por ‘apartamentero’, a un profesor de color de una prestigiosa universidad gringa. Es como si Obama se hubiese difuminado en la Casa Blanca.

Y entonces, esta joyas, que han fatigado (como decía el viejo Borges) a la abyección, andan escandalizadas (como los escribas y fariseos en el templo), porque el presidente Chávez le hizo un llamado al pueblo colombiano para que se uniera a su hermanos naturales de Venezuela a cumplir el sueño latinoamericano de la Patria Grande de Bolívar, comenzando por La Gran Colombia.

Porque no solo los gringos tienen sueños, como el famoso “american dream” . O el sueño de Luther King: “Sueño que un día, en las rojas colinas de Georgia, los hijos de los antiguos esclavos y los hijos de los antiguos dueños de esclavos, se puedan sentar juntos a la mesa de la hermandad.” Sueño que se difuminó con Obama, que fue la esperanza, para tener que regresar con las manos vacías “al Misisipi, a Alabama , a Georgia, a Louisiana, a los barrios bajos y a los guetos de las grandes ciudades del norte”, como decía Luther.

Aquí sí tenemos un sueño que nació en la mente visionaria del general Miranda, quien se inventó el término Colombia para una patria grande y que luego retomó El Libertador y materializó en La Gran Colombia, sueño fallido porque así es la historia, pero que otra vez el presidente Chávez ha puesto a caminar, con paso lento pero profundo, firme y real en la agenda latinoamericana luchando contra los de siempre, contra los santanderes, los uribes y los imperios de siempre.

No obstante,  y a pesar de la grandeza de este sueño, el embajador de Colombia en la OEA, el señor Luis Alfonso Hoyos, acusado de andar en malas compañías (es que no se salva un solo funcionario de este gobierno de andar en malos pasos) acusó al presidente Chávez de intervencionismo y añadió que “esperamos que el presidente Chávez use sus capacidades y talentos para construir colectivamente en el continente sin sembrar más odio, respetando las diferencias y no interviniendo en los asuntos internos de Colombia”(¡Gui?o Es decir, la desfachatez absoluta. Lo que se debiera imputar a Uribe lo devuelven contra el contrincante. Pero es una vieja táctica de José Obdulio Gaviria, el ideólogo del régimen, primo y ex consiglieri de Pablo Escobar Gaviria: proyectar sobre sus antagonistas lo que de antemano saben que les van a endilgar.

Si hay una persona que más ha contribuido a construir colectivamente en el continente, siguiendo el sueño de Bolívar, ese es Chávez. Si ha habido un personaje generoso, solidario y bondadoso, ese es el mandatario de Venezuela. Todo lo contrario de la derecha lumpen colombiana que ha sembrado el odio y el divisionismo en América Latina. No en vano acusan a Uribe de ser el Caín de la región. No en vano acusan a Uribe de haber vuelto a Colombia la Israel del continente.

A uno le da vergüenza ajena y dolor de patria ver a un personajillo oscuro y mediocre, improvisado en el mundo diplomático, un mando medio del régimen como Luis Alfonso Hoyos, enfrentando a  una eminencia como el embajador Chaderton con exabruptos y tácticas gansteriles para confundir. Pero ha sido la triste historia del manejo de las relaciones exteriores con Uribe: personajes oscuros, vinculados a genocidios, ocupando cargos diplomáticos. La lista sería interminable…Pero no es sino recordar a Noguera, ex director del siniestro DAS, de cónsul en Milán y hoy encarcelado por proporcionar listas de sindicalistas, de luchadores populares y de académicos al tenebroso ‘Jorge 40’ para que fueran asesinados como, en efecto, ocurrió. El padre y hermano de una ex Canciller de Uribe vinculados a parapolítica y secuestro. Todavía el hermano está preso. Es algo de no creer.

Como dice el embajador Chaderton: la burguesía colombiana es adicta a la guerra, pero aún más la derecha lumpen que se ha entronizado en el país. Y si no son expansionistas es porque no pueden, pero en su defecto se le cuelgan al imperio como peones de guerra. Ya lo vimos en Corea, en Irak, en Afagnistán y ahora, pisoteando la soberanía nacional al ofrecerse como busconas a entregar el territorio patrio para que el imperio monte sus plataformas de control y espionaje contra las fuerzas progresistas que se han tomado el continente y en especial contra Venezuela.

Cualquier persona medianamente culta sabe que base militares yanquis frente a un país petrolero significan, guerra, invasión y saqueo. Y todo bajo la peregrina tesis -repetida hasta el cansancio a ver si se hace verdad como predicaba Goebbels- de que solo se trata de siete bases colombianas, con mando colombiano, en las cuales una especie de boy scouts gringos nos van a colaborar en la lucha contra el narcotráfico y el terrorismo.

Que sea Eduardo Galeano el que hable:

“En el caso de las bases militares en Colombia no solo ofende la dignidad colectiva de América Latina sino también la inteligencia de cualquiera, porque que se diga que su función va ser combatir las drogas, ¡por favor, hasta cuando! Casi toda la heroína que se consume en el mundo proviene de Afganistán, casi toda, datos oficiales de Naciones Unidas que cualquiera puede ver en Internet. Y Afganistán es un país ocupado por Estados Unidos y como se sabe los países ocupantes tiene la responsabilidad de lo que ocurre en los países ocupados, por lo tanto, tienen algo que ver con este narcotráfico en escala universal y son dignos herederos de la reina Victoria que era narcotraficante” (Rebelión, 26-08-09) Haciendo alusión a la reina Victoria de Inglaterra que impuso el opio en China en dos guerras de 30 años para doblegarlos por el método canalla de inducirlos a la drogadicción.

Y para no ir más lejos no es sino recordar que el narcotráfico fue un recurso inventado por el Pentágono para financiar los grupos mercenarios en Centroamérica contra la revolución sandinista y otros movimientos populares ya que las leyes estadounidenses lo prohibían. Así que no fue Colombia la que se inventó el tráfico de narcóticos, no, fueron los mismo gringos para desestabilizar gobiernos progresistas. Y de ahí en adelante les ha servido para entrometerse en cualquier parte con el pretexto de combatir un flagelo que ellos mismo crearon.

 

Y en cuanto al terrorismo, todo el mundo sabe que es un pretexto de la ultraderecha para lograr sus torvos propósitos. En la Alemania nazi las bandas paramilitares de Hitler incendiaron el Reichstag para inculpar a los comunistas, al movimiento obrero, a los judíos, a los gitanos, a los homosexuales, etc., de terroristas e iniciar una feroz persecución contra ellos mientra alegaban falta de autoridad en el presidente Hinderburg a quien finalmente Hitler tumbó con el fin de combatir el terrorismo y darle seguridad y paz al pueblo alemán(¡Gui?o Por eso ya nadie cree que el 11-S fue producto de bandas terrorista y menos de Ben Laden que fue un buen socio y aliado de la familia Bush, en fin…

Las Farc que siempre habían sido declaradas como un movimiento guerrillero y cuyo comandante, Manuel Marulanda -más conocido por el establecimiento como ‘Don Manuel’- se había abrazado con Belisario en 1984 en La Uribe y luego con Pastrana en los alrededores de San Vicente del Caguán , fueron declaradas terroristas después del 11-S y hasta aliadas de Ben Laden (curioso personaje que nadie ha visto y que según Obama se esconde en unas cavernas entre Afganistán y Pakistán). Otro cuento chino, otro pretexto; de nada le ha servido a los gringos inyectarle al Plan Colombia más de 6 mil millones de dólares en la lucha contra el supuesto terrorismo. Según la revista Semana, las Farc de nuevo tomaron la delantera. Se ha dicho hasta la saciedad que solo un intercambio humanitario que dé luz verde a una negociación política del conflicto puede erradicar este grave problema que ya lleva medio siglo (aunque con el golpe de estado en Honduras y la ocupación militar de Colombia ya no se sabe para donde coger).

Total: las bases militares gringas en Colombia deben suscitar preocupación regional. De nada sirven las posturas dubitativas y blandengues de Lula, de la Bachellet, del cura Lugo que dijo en Quito que no se podía poner a Uribe en el banquillo. Y en especial de Lula, no solo auspició la reunión de Bariloche en donde la derecha continental va a llegar preparada y organizada sino que hasta difundió el mensaje de que el presidente Chávez era mala paga (es que con esos amigos para que&hellipGui?o Excelente la idea de Evo: que un referendo sudamericano defina la suerte de las bases.

En Colombia hay dos cerebros del mal que han venido asesorando a Uribe: el siniestro personaje venezolano JJ Rendón y José Obdulio Gaviria. El segundo ya lo dijo en su columna de El Tiempo ayer: “Uribe, con criterio estratégico, ganó tiempo con Chávez, el líder de la bigornia” (aparentemente significaría  doble postura. José Odulio dura días enteros consultando toda suerte de diccionarios en una búsqueda delirante de palabras raras para descrestar incautos. Es una vieja práctica que le dio muchos réditos cuando asesoraba a capos como su primo Pablo Escobar, la mayoría analfabetas. Los descrestaba con términos extravagantes que lo hacían aparecer como un sabio. No en vano es en la actualidad el intelectual más destacado de esa derecha tan primitiva como brutal que reina en Colombia)

Dice José Obdulio en su estilo sibilino y malevo. “Songo zorongo, Chávez fue desnudando su catadura y militancia en la Coordinadora Continental Bolivariana (que celebrará su II congreso en Caracas con Iván Márquez como vedette)…Evitar la confrontación puede ser una defección, una debilidad costosísima…Lo que ocurrirá en Bariloche definirá la agenda del próximo presidente”. Entendiéndose que el próximo presidente será Uribe.

La táctica de presentar a las Farc como el coco y a cualquier antagonista como militante de las Farc le ha dado muy buenos resultados electorales y estratégicos al gobierno de Uribe. ¿Por qué no en un contexto internacional? Declarar a Chávez como jefe de la Coordinadora Continental Bolivariana y demostrarlo con pruebas extraídas del computador mágico de Reyes puede marear a más de un cerebro blando.

Por el momento arranca el terrorismo mediático en Colombia: la exaltación de un patrioterismo vulgar en las masas enajenadas. Ya una derecha light, de niños bien, está convocando a través de Facebook y un canal de Twiter a una marcha mundial contra Chávez para el 4 de septiembre, a las 12m, en las principales ciudades del mundo bajo el lema “No más Chávez”. Incluso ya están vendiendo las camisetas, blancas, con el logo de “Dignidad por Colombia”. Son los mismos que convocaron las marchas contra las Farc, con la misma estrategia de sacar a las calles a  la burguesía y a sus capas medias. Lo mismo que recientemente hicieron contra el gobierno legítimamente constituido de Irán, las mismas tácticas y estrategias de las revoluciones de colores. La derecha no da tregua. Por eso molesta tanto en UNASUR ciertas posiciones, ciertas ambigüedades. El objetivo es tumbar al presidente Chávez, de eso no puede caber la menor duda.

No obstante, no hay que dejarse ensordecer por el escándalo mediático. Es eso: puro escándalo. El 90 % del pueblo colombiano es ajeno a estas oscuras conspiraciones. Una buena radiografía de la realidad nacional la dio el mismo gobierno: la Misión para el Empalme de las Series de Empleo, Pobreza y Desigualdad, convocada por el DANE y Planeación Nacional acaba de dar los siguientes resultados: 20 millones de colombianos son pobres y 8 millones viven en la indigencia, y el índice de Gini, que mide la desigualdad del ingreso, ha sido de 0.59 en los últimos seis años, uno de los más altos de América Latina. Esa es la triste realidad de Colombia. En dos gobiernos de Uribe los pobres se han vuelto más pobres. Esta Colombia real está invisibilizada y silenciada por los latifundios mediáticos, pero existe y se está organizando y nunca levantará la mano contra su hermano.

[email protected]


Tags: Colombia, Uribe, facebook, Patria, guerra, Dama de Hierro, Gran Colombia

Publicado por blasapisguncuevas @ 5:58  | Colombia
Comentarios (1)  | Enviar
Comentarios
Publicado por blasapisguncuevas
S?bado, 29 de agosto de 2009 | 7:38
Parece ser que este art?culo no es precisamente antichavista ni yo. Tambi?n pareces ser, despu?s de visitar cronicabiblica,com, un hijo de la iglesia, donde aunque resulte parad?jico, es m?s dif?cil encontrar un cristiano que una aguja en un pajal. Me baso en esos textos de tal vez los que se podr?an considerar, desde el marxismo, primeros socialistas ut?picos; Jesucristo y sus ap?stoles. Basta leer los hechos de los ap?stoles y lo que dice de sus bienes comunes y no privados, de dar a cada cual seg?n su necesidad. Los socialistas del siglo XXI son cristianos, por cierto, y no los diablos virtuales que los explotadores capitalistas e imperialistas pintan con sus difamaciones tipo Yago, el malvado de Otelo, el moro de Venecia.
Discurso Impecable de Fidel Castro y ¿Por qué MoReNa? @Taibo2 Paco Ignacio Taibo II

Pirámide capitalista
Pirámide capitalista. actualizada