Mi?rcoles, 28 de octubre de 2009
Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del textoPartir el texto en columnasVer como pdf 28-10-2009

No es casualidad: promocionar un libro, hacer propaganda ideológica y atacar a Cuba



El periódico El País dedicaba el día 27 de octubre, es decir, ayer, media página a promocionar un libro que salió a la venta el día anterior en Miami, editado por Santillana. La promoción encubierta de un libro que edita una editorial del grupo empresarial PRISA no es algo nuevo para El País, más bien es lo habitual. La pauta seguida es tan rutinaria que podríamos pensar incluso que existe una especie de protocolo creado específicamente para estos casos. Si además de promocionar una mercancía del grupo se hace propaganda ideológica y el producto cuenta con una sustancia altamente comercializable –el componente Cuba- y el momento elegido es el adecuado -antes de la votación en Naciones Unidas para condenar el bloqueo a Cuba-, no cabe duda de los altos beneficios esperados, económicos pero sobre todo políticos.

El protocolo imaginario para poner en circulación ideología podría seguir los siguientes pasos:

Paso 1: Elegir una mercancía con altas posibilidades de circulación. Lo normal es que sea un producto propio o, en su defecto, de algún socio. En el caso que nos ocupa tenemos a la editorial Santillana con una amplia implantación en todos los países de habla hispana. Es necesario también que sea un producto para todos los públicos, que sea interesante para la mayoría, bien por su carácter anecdótico, por la ausencia de contenido sustantivo, por su irrelevancia, por apelar a historias conocidas ya de antemano, o por despertar el imaginario novelesco. En este caso se trata de un libro cuyo tema está relacionado con la CIA, con problemas familiares, con líderes malvados, con espionaje…hay una pobre señora buena de 76 años y unos hermanos malísimos.

Paso 2: Convierta la propaganda en información. En el caso que analizamos, la propaganda aparece doblemente encubierta, se hace publicidad de un libro y se propagan mensajes contra los líderes cubanos y la revolución. No importa que los hechos narrados en el libro carezcan de actualidad –ocurrieron hace 45 años-, hay que darle actualidad. Pero la noticia no puede ser que se saca a la venta un libro, eso es ridículo, hablamos de una noticia de verdad. El componente Cuba siempre dota de actualidad cualquier producto, no en vano este país sigue siendo enemigo del imperio. Quitemos pues de los titulares, de la entradilla y del entresacado las referencias al libro, camuflemos la propaganda editorial en el cuerpo de la noticia, y hagamos un titular de impacto con el supuesto contenido del libro: “Una agente de la CIA llamada Castro”. Para dar veracidad a la noticia hay que colocarla en el lugar correcto, por nada del mundo ha de ir en la sección de cultura donde se sacan habitualmente las publicaciones de libros, discos, etc. Se coloca en la sección Internacional que es donde van las noticias de política internacional.

Paso 3.- Elíjase el momento adecuado. De la misma forma que antes de estrenar una película se pone en circulación todo el merchandises, el mejor momento para hacer propaganda anticubana no puede ser otro que el día anterior a la votación en Naciones Unidas de la moción contra el bloqueo de los Estados Unidos a la isla que año tras año presentan los cubanos y que sistemáticamente ganan, aunque es bloqueada por el veto de Estados Unidos.

Paso 4.- Inocúlese en pequeñas dosis al mayor número de población . No cabe duda de que el grupo PRISA a través de sus medios barre un espectro de millones de personas potenciales receptores de los mensajes. Sólo en radio cuenta con más de 1.200 emisoras, con presencia en Colombia, Argentina, Chile, México, Costa Rica, Panamá… en prensa también posee los principales periódicos de Bolivia, y su editorial Santillana tiene presencia en 22 países. Desde Miami donde tiene una de sus sedes, a través del grupo Caracol, no parece tener ningún problema en replicar cualquier mensaje hacia el mundo de habla hispana.

Este protocolo se sirve a demás de un conjunto de técnicas que bien pudieran encontrarse en un manual de estilo del buen manipulador, manual que, cuando se escriba, deberá a los medios del grupo PRISA gran parte de las más jugosas aportaciones.

Podemos ilustrar alguna de estas técnicas con las noticias de ayer. Empecemos por la reiteración y el sobredimensionamiento. Doce páginas después del artículo sobre la “agente de la CIA” encontramos nuevamente una noticia sobre Cuba, ¿otra vez Cuba?, ¡qué de cosas pasan en esa pequeña isla al mismo tiempo! Ahora estamos en la sección de España. Qué curioso que aparezcan dos noticias con el componente Cuba el mismo día y, como veremos, sin que realmente haya ocurrido nada que podamos considerar, objetivamente, noticioso. Nos encontramos de nuevo la letanía tan cara a El país de los “presos políticos” haciendo declaraciones [1] . Dice el titular: “37 presos políticos de Cuba cuestionan la política de Moratinos”. ¿Pero el ministro de exteriores español no estuvo en la isla hace 10 días? ¿Cómo es que los presos hacen declaraciones 10 días después? Si seguimos leyendo, los presos, que ya se han convertido en “prisioneros” parece que han firmado una declaración condenando “la actitud de complacencia con el totalitarismo” del ministro español, ¿Cuándo?, no lo sabemos, ni parece tener importancia para el corresponsal de El País, sí sabemos, porque nos lo dice en los dos últimos párrafos que el “expresidente Jose María Aznar, aseguró ayer sentir 'vergüenza ajena' por la actitud del gobierno español”, declaraciones que extrae Vicent de Europa Press, y finaliza el artículo con algo que ocurrió el 13 de octubre “que Obama pidió a Zapatero […] que realizase una gestión con Cuba”, tomada la información de la agencia Reuters –ciertamente Vicent trata de actualizar el hecho señalando que fue ayer cuando “Estados Unidos confirmó”, aunque se trate de algo que ocurrió hace más de un mes.

El tratamiento desigual y desequilibrio en las fuentes se relaciona con el sobredimensionamiento. Como nos enseña Pascual Serrano, basta con cambiar los sujetos de los titulares para que nos demos cuenta del objetivo claramente manipulador de la noticia. En este caso, bastaría con que dijéramos “37 presos políticos cuestionan en España la política de Jonas Gahr Støre” (ministro de exteriores noruego que visitó España) , para medir la verdadera relevancia de la noticia. En primer lugar, nuestros medios nunca hablarían de presos políticos para aquellos presos que tuvieran condenas firmes por actividades que atentaran contra la seguridad del Estado (caso este de los presos a los que El Pais llama disidentes), en segundo lugar, no se daría esa relevancia ni se daría voz a una “declaración” firmada por presos y menos si fueran contra la visita de un alto cargo extranjero. Prescindir de las fuentes llamadas oficiales y dar voz sólo a una de las partes que previamente se ha considerado la relevante, implica también una agresión y trata de minar la credibilidad del gobierno cubano.

La descalificación por contaminación es otra de las técnicas de nuestro manual imaginario. Supongamos que nuestro objetivo es que el inconsciente del lector, del espectador o el radioyente asocie siempre dos términos siendo siempre uno de ellos negativo. Lo más eficaz es colocar al lado de una noticia otra de la que se desprendan las descalificaciones ya consolidadas en relación a ese tema. Al leer, al oír y al ver, nos ocurre algo parecido a lo que llevó al descubrimiento del cine, es la persistencia retiniana. Esta cualidad de nuestra visión que nos hace ver la continuidad del movimiento de las imágenes cinematográficas, sin saltos, aunque se trate de 24 imágenes fijas por segundo, podría semejarse al fenómeno por el cual evocamos imágenes, sentimientos o emociones por la simple continuidad de los objetos que percibimos uno al lado de otro. Así pues, ¿Cuál podría ser ese tipo de noticia que convendría poner al lado de la que tiene el componente Cuba? Es fácil acertar: una noticia sobre el País Vasco. En este caso el titular es “Detenido por segunda vez en Francia un etarra que quedó libre en España”. También resulta curioso que sea un hecho ocurrido en Francia el que motive un artículo elaborado en Madrid y firmado por el propio periódico.

Volvamos a la noticia sobre “Una agente de la CIA llamada Castro”. El artículo compendia distintas técnicas pero sólo vamos a destacar dos: la transmutación negativo-positivo y su contraria la mutación de positivo a negativo. Para cualquier lector medio de origen hispano el término “agente de la CIA” no puede ser sino negativo ya que su referente son las ingerencias de EEUU en América Latina, si además se une el significante CIA al de Castro, ambos términos quedan potenciados en negativo por sus significados previamente acuñados. ¿Cómo darle la vuelta? En general, leemos de izquierda a derecha, primero el titular y luego la fotografía que acompaña a un texto. Las fotografías, las imágenes, también se leen –que la imagen vale por mil palabras es un error bastante extendido, leemos las imágenes a partir de los conocimientos previos-; en este caso se coloca una fotografía tomada en el 2006, donde aparece una señora mayor, de aspecto bondadoso, con una blusa rosa, con un fondo de buganvillas sobre la verja delante de una casa con dos ventanas enrejadas, en primer plano, 6 micrófonos.

La fotografía denota indefensión, al tratarse de una persona mayor, tranquilidad por la iluminación y los colores, sinceridad por la expresión del rostro, transparencia por las gafas sin montura… nada más alejado de una “agente de la CIA”. Si además le añadimos el nombre de Juanita, ya tenemos a un personaje positivo. La entradilla del artículo también contribuye a la transmutación: “La hermana menor de los líderes de la Revolución de Cuba…”, los ancianos y los niños no mienten y son inocentes (la expresión “hermana menor”, nos induce a pensar en niños), son los tópicos que evoca nuestro imaginario). Se habla en esta entradilla de “líderes” en vez de “los castro” y de la Revolución Cubana en vez del “régimen castrista”. También con el término Castro que al ponerle delante Juanita queda neutralizado en su negatividad.

La transmutación del positivo al negativo ocurre en relación a la Revolución Cubana. La protagonista del artículo dice en un entresacado del periódico “Me desencanté cuando ví tanta injusticia”, y en el cuerpo del artículo, en el texto, se hablará de “represión revolucionaria”; de modo que si algún lector podía identificarse con la Revolución cubana aunque no con sus líderes aquí tiene una opinión autorizada (la hermana Castro también luchó contra Batista y vivió la revolución) que le dice lo negativa que fue la Revolución cubana.

Nada que ver con la represión sobre los independentistas filipinos, 1898 a 1911; el Japón, con dos bombas atómicas, sobre Vietnam, sobre Afganistán, Panamá, Rep Dominicana, El Salvador, Guatemala, etc. ¿No ves injusticia en ello y sigues viviendo en Estados Unidos? Cosas de no tener ni dos dedos de frente o ser una alienada psicológica, de dejarse engañar por los que siempre han iniciado el terror para aplastar las revoluciones y después han culpado de todo a los revolucionarios. Para su represión. Amnesia. Y a una de las personas que más se opuso a la primera guerra mundial, Vladimir Lenin, le han difamado con el mote de asesino. Precisamente los herederos ideológicos de quienes en su expansión capitalista provocaron las dos guerras mundiales y sus 70 millones de muertos. ¿Cuántos provocó la conquista de otros continentes? Parece ser que esa contabilidad no la realizaron los conquistadores. Algunas personas creen que bondad y libertad es sumisión a los explotadores y a sus distintas formas de ejercer violencia sobre los explotados: esclavos y asalariados. Blasapisguncuevas

Finalmente, hablemos de la búsqueda de unanimidad. El periódico Público, también se hace eco de la propaganda, lo que nos podría resultar chocante dado que su target es el público de izquierdas. El miedo a quedarse solo no es sólo una característica psicológica que nos lleva a buscar al grupo y que nos hace dudar de nuestras propias convicciones cuando no coinciden con las de la mayoría. También es un perfecto aliado de la propagación de la ideología, capaz de convertir una noticia en una campaña, sin necesidad de que exista ni premeditación ni alevosía. Así, es posible encontrar aproximadamente 86.700 entradas en Google cuando se teclea “hermana astro agente de la CIA”, de entre ellas, los principales medios españoles, incluida la Radio Televisión Española ( http://www.rtve.es/noticias/20091026/una-espia-casa-los-castro/297801.shtml) y por su puesto, un sin número de medios latinoamericanos en Venezuela, Ecuador, Perú&hellipGui?o [2] en los que muchos de ellos reproducen textualmente el titular de El País. El diario Público se ve pues conducido a dedicarle una columna a la famosa agente de CIA, utilizando incluso la misma foto que utiliza El País, o por lo menos de ese mismo día del 2006 sólo que recortada, con la misma blusa rosa, el mismo peinado y la misma expresión. El contenido es prácticamente el mismo, con las mismas declaraciones de la agente Juanita que se “desilusionó debido al gran número de ejecuciones perpetradas por los líderes revolucionarios; y se alude a una entrevista con el canal hispano WLTV-23 de Univisión –no cabe duda de que Santillana ha hecho una buena promoción del libro-.

Toda buena campaña de propaganda ha de ser sistemática y prolongada en el tiempo, de modo que el de ayer es sólo un ejemplo de puesta en acción de los mecanismos habituales de guerra contra Cuba. La propaganda es un complejo sistema, perfectamente engranado con las lógicas del sistema, de modo que, ni siquiera es necesario que exista ningún complot, ni ninguna conspiración. Con la misma precisión y sincronía que funciona el mercado en su puesta en circulación de las mercancías, así se ponen en marcha los mecanismos de la propaganda que ponen en circulación la ideología. Una vez creadas las condiciones para su funcionamiento no es necesario ningún esfuerzo añadido, por eso es posible establecer regularidades y pautas de funcionamiento, basta con que cada agente o cada factor siga como diría Mandeville sus intereses privados.

Por supuesto, huelga decir que ningún medio ha considerado necesario informar con antelación de la votación que tendrá lugar hoy en Naciones Unidas en la que con toda seguridad, casi la totalidad de los países que integran la Asamblea, aprobará una resolución contra el bloqueo que mantiene Estados Unidos contra Cuba.


[1] La reiteración o repetición es una técnica de propaganda que se puede dar en un tiempo corto o prolongado. Los medios del grupo empresarial PRISA habitualmente sacan artículos hablando de los disidentes, de hecho, es bastante raro que aparezca algún artículo o información sobre Cuba que no les de voz otorgándoles además un espacio mayor que a los portavoces del gobierno cubano.

[2] Estos son sólo algunos ejemplos http://www.rfi.fr/actues/articles/118/article_13351.asp,

http://www.elmundo.es/america/2009/10/26/cuba/1256531571.html,

http://www.abc.es/20091027/internacional-estados-unidos/hermana-exiliada-fidel-castro-20091027.html, http://www.elperiodico.com.gt/es/20091027/elmundo/121561/ ,

http://internacional.eluniversal.com/2009/10/27/int_art_la-hermana-de-fidel_1629849.shtml, http://www.eluniverso.com/2009/10/27/1/1361/hermana-fidel-fue-agente-cia.html?p=1354&m=719, http://www.ambito.com/noticia.asp?id=489521 ,

http://www.ambito.com/noticia.asp?id=489521

Rebelión ha publicado este artículo a petición expresa de la autora, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious digg meneame


Tags: Cuba, hermana de Fidel, Castro, espía de la CIA, PRISA, Santillana

Comentarios
Discurso Impecable de Fidel Castro y ¿Por qué MoReNa? @Taibo2 Paco Ignacio Taibo II

Pirámide capitalista
Pirámide capitalista. actualizada